"La paz no tiene argumento y la liberación tampoco. Si ustedes tienen paz, no piensan; dense cuenta de esta verdad. Solamente piensan cuando ustedes están sufriendo y entonces están pensando ¿qué me pasa? Pero cuando están dentro de la paz, ustedes no piensan en sus problemas porque no existen; existe el problema únicamente cuando ustedes lo están atrayendo porque el problema es un egregor en el nivel que sea."

De la conferencia Los Egregores. 1 de enero de 1981